SCM Player

31/10/13

educación


Leonardo da Vinci, el pintor florentino y notable polímata (*) del Renacimiento (a la vez anatomista, arquitecto, artista, botánico, científico, escritor, escultor, filósofo, ingeniero, inventor, músico, poeta y urbanista), famoso por sus obras, "La Última Cena" y en especial por "La Gioconda" o "Mona Lisa", escribió un libro poco conocido llamado "Notas de Cocina". Debo aclarar que Leonardo fue también el inventor del "paño de cocina" o servilleta. Dicen que antes, los ricos tenían un conejo atado a la silla y se limpiaban las manos en el lomo del conejo.
En su libro, Leonardo detalla, entre otras, algunas interesantes normas de conducta en la mesa, como las que siguen:

- No debe sentarse sobre las piernas de otro invitado.
- No ha de limpiar su armadura en la mesa.
- No ha de poner los ojos en blanco ni poner caras horribles.
- No ha de hacer insinuaciones impúdicas a los pajes.
- Si ha de vomitar, debe abandonar la mesa.
- No escupir delante de los invitados.
- No proponer adivinanzas obscenas si a su lado hay una dama.

Evidentemente, este artista, fue un genio en todo concepto y un ejemplo digno de imitar.
Con varios Leonardos, las personas serían mucho mas respetuosas y educadas.

(*) Persona de conocimientos profundos en diversas disciplinas o artes.





**

Amor y Paz

41 comentarios:

  1. ingenio y genio no le faltó a este señor
    abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leonardo fue un ingenioso y genial caballero del Imperio.

      abrazos

      Eliminar
  2. Te faltó otra que el Leo la puso como inédita en la página 365...pero no la pondré en tu post porque me dirás que estoy enfermo....Pero lo dijo...el viejo zorro...

    Neso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿en la página 365?... aún no llegué hasta allí...

      neso

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Los conejos siempre fueron agradecidos, por eso mueven la cola...

      Eliminar
  4. Interesantes consejos
    Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buenas enseñanzas para imitar.

      abrazo

      Eliminar
  5. Además centraba muy bien los corners y subía la banda como ninguno.
    Fue seleccionado muy joven y marcó 43 goles en su primera temporada como profesional.
    Por desgracia las lesiones no le respetaron y tuvo que dedicarse a inventar...

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Has olvidado agregar que integró la selección italiana campeona del mundo de 1934 y 38. Tuvo que dejar de jugar por una lesión de una terrible patada que le dio el portero catalán Ramallets, en un partido de Italia y España...

      besos

      Eliminar
    2. El problema no fue la patada sino los médicos madrileños que le operaron que eran unos inútiles.
      Confundieron su pierna con una rana y la cocinaron pensando que eran las ancas.
      Suerte que un médico extranjero, el insigne doctor Blatter le salvó la vida.

      Besos.

      Eliminar
  6. Juerrr menos mal que no lo tenían en el W.C para la limpiarse otra cosa... te imaginas???

    Besos Lucre

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el W.C. para limpiarse, tenían una nutria...

      besos

      Eliminar
  7. Esas "Notas de Cocina" que citas son notables por el "refinamiento" que conllevan y que nos permite ser gente aparentemente "educada" en casa ajena. Lo que no aclaras es qué tipo de CONEJO o coneja usaban para limpiarse las manos antes de inventar la servilleta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para ciertas comidas, usaban conejos Holland Lop, que son graciosos y simpáticos y de distintos colores. Pero cuando había comensales de la nobleza, usaban conejos raza Angora inglés, que tiene mucho mas pelo y mas suave y sedoso...

      Add: Cuando había muchas damas de la nobleza en la mesa, el paje, avisaba: "¡señoras, crucen las piernas, que se les ve el conejo!"...

      Eliminar
  8. pd... lo de los conejos me da pena
    en los laboratorios el uso de animales es horrible
    y ni hablar de las pruebas de shampoo en sus distintas fragancias y derivados

    feliz jalogüín

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Elisa, igual para ti. Esta noche me vestiré de bruja y asustaré algún sudamericano... ; -)

      Eliminar
  9. Genio! Lucrecia querida, non e nullla! hago lo que puedo ... estoy muy muy deprimida y cansada...mi hija se va...no se cdo regresa...
    te quiero siempre.
    bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Myra, grazie per la tua visita. Non essere triste o depressa, lei tornerà.

      baci

      Eliminar
  10. Interesante Leonardo...
    Pero no tenía idea de manejar el móvil..Ja

    Quién limpiaba sus manos los señores o señoras?

    Pienso colocar esas normas en las cenas de amigos y colegas.. Aunque no lo crea, las incumplen todas...

    Baci
    sicilia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sería muy bueno que tú y tus amigos populistas, intentaran imitar este comportamiento refinado de la nobleza en vuestras cenas, comenzando ya a comprar algunos conejos... ;-)

      baci

      baci

      Eliminar
  11. ¡Mira cuántas cualidades tenía Leo! ¿Sabía planchar y cocinar?

    No sé cómo la gente puede comer conejos! Yo clausuraría todos los restaurantes que los venden (aunque esto no venga al caso)
    Me quedé pensando en lo de los ojos en blanco. ¿Y si te ahogas con el carozo de una aceituna?
    Besos
    Volví, se viene la tormenta Berta y como mi jefe me quiere tanto me rogó que no estuviese en la carretera.

    Te guardé dulces y caramelos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En una cena de esa categoría, si te ahogas con el carozo de una aceituna, deberás saber morir con dignidad, sin molestar al resto de tan dignos comensales...

      Esta noche duerme acompañada, que llegan Halloween y Berta!

      besos tormentosos

      Eliminar
  12. No tendré las cualidades de Leonardo pero desciendo de esas tierras de Florencia y se cocinar, planchar, paso por ahora.Te vi en lo de VivianS, vine a visitarte, y encuentro que me antecede. Es chico el mundo ¿No?
    Con tu apellido Borgia, no aceptaría una invitación a comer contigo, pero me encantará seguir tus letras.
    La tormenta ya está por aquí, por ahora con baja intensidad, pero hay que preparar los botes para esta noche o mañana parece.
    Ah, las patas de conejo se decía hace tiempo que traían suerte, pero de eso ya ni se habla.
    Un beso Lucre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres un pintor de Florencia y sabes cocinar y planchar?... No debes tener problema para conseguir novia o esposa. Llega la tormenta?.. Busca un buen refugio y alguna pata de conejo u otro animal que te proteja. ;-)
      Gracias por tu visita
      un beso Migue

      Eliminar
  13. El Da Vinci debió crearse muchos enemigos con su invento de la servilleta. ¡Con lo entretenido que debía ser limpiarse con el conejo!
    A veces, hasta a los genios se les va olla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Era muy divertido, porque además uno podía elegir la raza del conejo o la coneja. Con la llegada de la servilleta, se acabó la fiesta... ;-)

      Eliminar
  14. leonardo una persona irrepetible

    ResponderEliminar
  15. Bueno, pues desapercibido no pasa , eso sí¡

    Besos para ti, y si le ves... para el un saludo muy educado.

    ResponderEliminar
  16. Leonardo, maravilloso personaje... y muy limpito además, teniendo en cuenta su época.
    No puedo agregar nada más, porque el tiempo destinado para la respuesta, lo perdí leyendo los comentarios y me divertí mucho con tantos disparates.
    En Baires llueve mucho, pero zafamos de Berta.
    Besos lluviosos.

    ResponderEliminar
  17. Leonardo me expulsaría de su mesa, definitivamente. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. No sabía del libro de Da Vinci sobre los modales en la mesa. Lo que hay que lamentar es que no tengamos las numerosas cualidades que él poseía para todas las artes. Aunque pensándolo fríamente, de dominar tantos campos puede darse la situación de que habría menos empleos y ocupaciones libres...jajaja

    un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Todavía hay muchos que no conocen esas mínimas normas de buen comportamiento. A mí misma aún me cuesta no insinuarme a algún paje de buen ver.

    Besos

    ResponderEliminar
  20. Me has censurado el comentario...

    Lo que te faltaba.
    Lo tienes todo eh...

    ResponderEliminar
  21. No lo entiendo.
    Yo no censuro ningún comentario tuyo.
    Porqué lo haces?

    ResponderEliminar
  22. Toro, perdona, yo creo que no te han censurado nada.
    Ponte gafas...

    Un beso Torito.
    Lucrecia perdona, pero es que esto me llama un montón la atención¡

    Besos a ambos¡


    ResponderEliminar
  23. He estado a punto de enfadarme, pero no, no vale la pena...
    Supongo que esto es lo hay realmente.

    Sigue jugando.
    Pero no conmigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te repito lo que dije en el post siguiente. No he censurado nada. Habrá sido un problema de Blogger o habrá ido a la carpeta Spam, como ya me ha ocurrido con Sarco y otros comentarios. La única vez que censuré un comentario fue a una persona que me insultó.
      Lo lamento si no me lo crees.

      Eliminar
  24. La colada de servilletas tenía que ser la mar de curiosa.

    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
  25. Tampoco apruebo la costumbre de mi señor de limpiarse el cuchillo en los faldones de sus vecinos de mesa. ¿Por qué no puede, como las demás personas de su corte, limpiarlo en el mantel dispuesto con ese propósito?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Chon: Si tu señor continúa con esos malos hábitos, algún día deberás darle una lección, diciéndole, con educación, porqué no se mete el cuchillo en el culo... ;-)

      Eliminar

Se aceptan elogios, caricias y maullidos.