SCM Player

27/10/12

el Nóbel de Sandalio




Sandalio de niño escribía cuentos con bastante éxito entre sus compañeros del colegio.
Años después continuó escribiendo y su obsesión comenzó a ser que le otorguen el premio Nóbel de Literatura.
........
No puede dormir. Está desvelado... Se imagina una ceremonia para premiar su valiosa obra.
Expectación y aplausos se escuchan en el gran salón.
El presidente del Jurado de Literatura menciona su nombre. Estrecha las manos, agradece y recibe abrazos de los miembros de la Academia Sueca. Improvisa un breve discurso de agradecimiento en un horrible inglés. Baja del estrado, nervioso. Se sienta junto a los Reyes de Suecia, con quienes intercambia algunas palabras y lo felicitan. El Primer Ministro hace lo mismo y comienzan a servir una maravillosa cena. Deglute con discreción un soberbio trozo de filete recién servido y lo acompaña con un fino y aromático vino rojo. El excelente vino hace que se olvide por un momento del protocolo y se le escapa un discreto eructo.
El diplomático que está a su lado lo mira con un leve gesto de reprobación.
No se preocupa demasiado. Acaba de ganar el Nóbel.  Le sirven vino nuevamente...
Hoy puede darse algunas dispensas.
Un par de literatos invitados comienzan una plática de lo influyente que fué para ellos leer
las obras de los  escritores vanguardistas contemporáneos alemanes.  Le piden su opinión. Sandalio enmudece...
Su limitado intelecto no comprende la pregunta, y algo mareado por el vino,
solo atina a decir:
 "Los poemas de Bécquer son todos una mierda"...
Por suerte nadie le prestó atención ni lo escuchó,  pues en ese momento, el público aplaude no sabe a quién.
El hilo de la conversación se pierde y con ello la efímera plática. Le retira el plato un elegante mesero y lo repone con otro y le vuelve a servir el exquisito vino. Ahora está bastante mareado. Llega la hora del postre. Si esto fuera un restaurante pediría un flan de cacao.
Ve a la Reina y la imagina desnuda.  Le impresionan las tetas y piensa que en su juventud debió poseer un cuerpo tentador, digno de la realeza. Engulle con prontitud un trozo de una exquisita tarta de crema, chocolate y fresas.
¿Será de mala educación pedir otro para llevarse a casa? No se anima a pedirla.
Contiene su pecadora gula y de pronto imagina su nombre,  "Sandalio Vinagre", al lado
de las eminencias de la literatura del siglo.
........
Enciende la lámpara de la mesa de noche, abre el cuaderno donde tiene todos
sus cuentos y ensayos.
Lee algunos y se desilusiona. Está de vuelta en su mediocre verdad.
El pesimismo esfuma de golpe su Nóbel.
Sandalio ahora sabe que nunca ganará uno.
La culpa es de Morfeo. Sino fuera por él, no habría imaginado esas cosas...

40 comentarios:

  1. Pobre... si no supiera escribir, esto no le hubiera pasado. Morfeo tampoco hubiera pasado por ahí. Roncaría, como todos :D
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si no supiera escribir, ni siquiera hubiera soñado haber ganado el Nóbel. Estaría roncando felizmente... ;-)

      besos

      Eliminar
  2. Pobre Sandalio, terribles escenas
    Lucrecia eres muy original y tienes mucha imaginación
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Terribles y verídicas escenas, si realmente Sandalio hubiese ganado el Nóbel, hecho algo improbable...

      un abrazo

      Eliminar
  3. Sandalio merece morir. Así de simple. Merece M-O-R-I-R.

    Otro neso*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Porqué merece morir?, ¿por haber soñado? soñar no le hace daño a nadie...

      un neso premiado

      Eliminar
    2. No, no es eso, merece morir por llamarse Sandalio y ser morboso y no querer reconocerlo. Y sueña con premios pero desearía soñar con actrices porno. Sí, ya sé, me vas a odiar, pero ya me odio y nada es lo que dicen las cartas. No sé, no sé nada en este momento, Lucrecia.

      Otro neso espacial y protegido.

      Eliminar
  4. Jajajjaaa, jajjajaja, lo de los poemas De Bécquer ha sido genial.
    Yo no soy Sandalio pero aquí y ahora proclamo lo siguiente:
    Muchos de los poemas de insignes poetas que la gente recita como loros, la mayoría de las veces sin entenderlos, son una mierda.
    Y hala, me voy tan tranquilo.

    Por cierto la chica del avión es muy guapa.
    Me ha dejado suspirando.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sandalio dijo eso de Bécquer porque estaba mareado por el exceso de vino, pero cuando era niño, su abuelita, por las noches, le leía las Rimas y Leyendas de Bécquer... ;-)

      besos

      Eliminar
  5. La verdad es que no entiendo mucho el relato Lucrecia, ni quiene es Sandalio.
    Y al final no me enteré si le dieron el premio nobel o todo había sido un sueño.

    De este relato , la verdad es que no me entero de nada.

    Gracias por mostrarlo no obstante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sandalio era un joven que escribía mediocres cuentos y una noche que no podía dormir y en un ensueño, se imaginó que había ganado el premio Nóbel de Literatura...

      Eliminar
  6. La verdad es que es un poco pesimista tu relato,supongo que algo positivo y optimista habrá , no lo dudo, solo que ahora no lo palpo, ¿quizás en una nueva lectura posterior?

    Es que creo que hay algo positivo que no sale a la luz y no se lo que es es tu relato, ya lo haveriguaré. besos.

    ResponderEliminar
  7. De verdad que es dificil saber quien es Sandalio , a ver si me lo cuentas¡¡
    Aunque se diría que a ti no te cae muy bien...

    ResponderEliminar
  8. Soy yo otra vez Lucrecia, no sé quien es Sandalio, sigo pensando excatamente igual que antes,con el mismo pesimismo que deslila tu relato, y algo positivo nee le mismo que no sale a la luz,

    Pero sigo sin saber quiene es Sandalio,se me vienen varias personas a la cabeza y no sé quien podría ser, y estoy preocupada , no del todo...pero solo un poquito, por el supuesto "pobre" Sandalio, y mi preocupación llega a unos límites insospechados.

    Y luego aparece esa parte positiva que yo tengo, y que borra todas las preocupaciones.

    Porque Sandalios solo hay uno, no, lo pones en singular, eso esta claro.

    Enfin , creo que me produce "mareo" este relato, y a lo mejor veo doble. Ya no lo leo ni lo comento más.

    Pero siempre te doy las gracias por ecsribir, Lucrecia.

    ResponderEliminar
  9. Oh, cómo no va a gustarme Sandalio, si siente la misma antipatía que yo por las obras de Bécquer. Hiciera lo que hiciese, le apoyaría, sólo por ser el primero que se atreve a confesarlo.

    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No esperaba que Sandalio hubiese despertado tanta simpatía entre ustedes... Tampoco tu solidaridad con su concepto de Bécquer... ;-)

      besos

      Eliminar
  10. en general no me gusta la poesia, estoy con Toro!!
    yo tambien sueño con muchas cosas y luego al despertarme compruevo mi realidad... por eso camino casi todo el dia de mala leche!! jajajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es bueno soñar cosas lindas. El problema es descubrir una realidad distinta... ;-)

      Eliminar
  11. No sé por qué le enseñamos esas cosas a los chicos. Todos los premios Nobel son una porquería, excepto uno. Y yo no sé si merece morir Sandalete, pero si sus padres. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es bueno enseñar a los niños a leer e intentar escribir un libro. Después si sale mal o bien, es otra cosa.
      Y los Nóbel, se los dan a cualquiera, Por lo general, influyen mucho las "razones políticas"...

      abrazo

      Eliminar
  12. Lu,
    Este texto me recordó que yo estaba viendo un show de una banda de España
    y tocaron sus instrumentos totalmente desafinado, y le preguntó al presentador del show! "Maestro ¿qué pasa con esta banda, y el maestro ya borracho, dijo : Lo que pasa , es que la banda está borracha!
    Biem borracha!
    Obs:(1)
    Estoy de acuerdo con el comentario de Phoebe
    Oh, como va en la Sandalio gustarme, es Siente La Misma antipatía años que trabaja para ellos Bécquer. Hiciera lo que hiciese, le apoyaría, Sólo El Primero por ser quien se atreve a confesarlo.Besos:Eu gosto da forma livre que você escreve!
    Besos,

    Obs:(2)Estoy de acuerdo con el comentario de Juana la Loca 1:25a.m:))
    Somente porque Juana é minha amiga!

    Besos:Eu gosto da forma livre que você escreve!
    Congratulations

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Às vezes, quando a banda está bêbada, soa melhor...
      Porqué ninguém quer pobre Becquer?...

      beijos

      Eliminar
  13. Você agora tem um avião só seu?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Não, ela é minha "neta" Terezinha...

      beijos

      Eliminar
    2. Ela é a cara Da Vovó:))))))

      Eliminar
  14. No digo que otras veces no, pero hoy has estado creativa, Lucrecia.
    Creo que me da más lástima por su nombre que porque no vaya a ganar ningún Nobel.
    Beijinhos.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu elogio de mi creatividad. Respecto al nombre Sandalio, que no te agrada, es bastante común en algunos pueblos de España...

      beijinhos

      Eliminar
  15. Lucrecia, a ver si me aclaro con quien es Sandalio.

    Me remites a la respuesta numero 1: que dices que "sabe escribir".

    Lucrecia, por favor, esto es como no decir nada.

    Estoy aigual que antes.

    Y con las mismas cosas que pensaba antes , un poco menos mareada, pero con las mismas sensaciones optimistas, y sigo sin saber quien es Sandalio.

    Dices que es un nombre muy común en algunos pueblos de España...

    Voy a releer la respuesta numero 1. A ver si me aclaro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando digo respuesta nº 1, me refiero a mi primer respuesta a tu primer comentario...

      Eliminar
  16. los premios no me interesan (a menos que sean en dinero o en libros.. un viaje talvez), creo que si una persona gusta de escribir debe hacerlo, nada más porque sí y no pensar en las gratificaciones que traería... porque así pierde la gracia, el sabor y se vuelve un acto docto, con reglas que coartan... sandalio debe seguir escribiendo todos los poemas, ensayos y locuras que se le ocurran sólo por el placer de hacerlo... su error es pensar en un premio!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto. Si te agrada escribir, escribe lo que sea, mientras te satisfaga a ti mismo, y después, si tus escritos trascienden y la fama llama a tu puerta, bienvenida...

      Eliminar
  17. Yo creo que ha Sandalio le gusta más el banquete de la ceremonia que el premio Nobel en sí, y parece ser que el vino no le sienta demasiado bien jejej, en fin... Morfeo es el culpable de muchas cosas que nos pasan a todos y no solamente a Sandalio. Besos Lucrecia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El banquete y el vino le fué mas agradable que la ceremonia. Lástima que fué culpa de Morfeo y luego tuvo que regresar a la triste realidad...

      besos

      P.D.: estamos esperando tu próxima entrada!...

      Eliminar
  18. Hola Lucrecia, quizás ahora lo entiendo, pobre Sandalio.

    Y ¿no le dieron nada más, ninguna satisfacción al pobre Sandalio?.

    Bueno, quizas para él, la satifacción de escribir sea ya bastante , no lo se...

    Seguro que haber , tiene que haber algo positivo por ahí, los premios de literatura no creo que sean tan importantes...

    Gracias por tu aclaración Lucrecia.

    ResponderEliminar
  19. Sin embargo al releer otra vez todo tengo dudas y me mareo. Lo dejo.

    ResponderEliminar
  20. quem deveria ganar um Nobel é voce pela sua enorme fantastica original increible fina ironia, etc, etc, etc!!!!
    adoro tudo que escreve inclusive os teus comentarios FANTASTICOS!!!!!beijos, baci, besos, bises,kisses, etcccccccccccc

    ResponderEliminar
  21. Quizás ya sé quien es Sandalio.Nadie de quien yo sospechase antes.
    pero no sé si habré acertado.

    besos.

    ResponderEliminar

Se aceptan elogios, caricias y maullidos.