SCM Player

9/8/10

El Ajo


Una mañana, la señora Elvira, que regresaba del mercado, por llevar una bolsa de hacer compras agujereada, pierde una cabeza de ajo entera, que viene a caer justo en el medio de la calle.
Inmediatamente es aplastada por un coche que circulaba a gran velocidad.
No obstante, vuelve sobre sus pasos, levanta los restos del ajo, retomando el camino habitual.

Una vez llegada a su hogar, unos pocos dientes rotos, los utiliza como condimento dentro en una salsa roja, que se utilizaría para una cena especial con gente amiga.
Luego, los comensales le hicieron notar, que durante la cena percibieron bastante sabor a caucho.
De esa comida, nació un romance entre el hijo de la señora con una muchacha del barrio, y que luego se casaron en relativamente poco tiempo, de cuya unión, uno tras otros, nacieron tres hermanos varones.
Núcleo donde más tarde, dicha historia del ajo es parte del folklore de los propios nietos de Elvira, ahora señores mayores.

Pero resultó ser que en otra reunión al contarse nuevamente la historia del ajo pisado, ya le agregaron que habría sido hecho por un conocido de la familia con su moto. Tuvieron tanta mala suerte, que en la parte que mencionaron las palabras, "con sabor a caucho", un allegado bastante sordo, muy conocido por entender todo del revés, pendenciero de alma, interpretó que le estaban ofendiendo demasiado, y como consecuencia, armándose una gran trifulca, utilizando hasta armas de fuego.

Desafortunadamente, en este desgraciado acontecimiento, hubo fallecido de forma trágica, por una maldita bala perdida, la propia señora Elvira de la historia del ajo, siendo que en ese entonces era una anciana muy saludable.

De allí provienen los famosos dichos :

"Solo quien ha comido ajo, puede darnos una palabra de aliento" y
"Ajo por ajo, diente por diente".

6 comentarios:

  1. ADEMÁS tiene la propiedad de matar todo tipo de parásitos°!

    ResponderEliminar
  2. Y eso que dicen que el ajo va muy bien para la circulación.

    ¡Ajoderse! (con perdón)

    Esta vez no le envío besos, Lucrecia. (Se entiende ¿no?)

    ResponderEliminar
  3. Jajaja, en esta época del año en la que se practica tanto el vampirismo, (salir solo de noche, chupar todo lo que puedas y taparte como un poseso si te da el sol por la mañana) a más de uno va a dejar muerto esta historia tuya.
    Bssss

    ResponderEliminar
  4. LULU * :

    Es cierto. Mi abuela me decía: Lucrecia, come ajo que es bueno para matar parásitos !

    Un beso

    Carlos Fox* :

    Come ajo que es muy bueno para matar los parásitos que produce el exceso de chocolate !!
    Y además es muy bueno para la circulación (en especial cuando vas en auto por la autopista al trabajo).

    Un beso sin ajo

    Chon * :

    Tengo una amiga que toma sopa de ajo en agosto para tener buen aliento en Navidad !

    Bsss

    ResponderEliminar
  5. Dijo la cebolla al ajo: acompáñame siempre, majo.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Alís* :

    Eso lo dice Manuel Rivas en : "La lengua de las Mariposas" :!

    "Cuando lleváis el dedo humedecido a un tarro de azúcar ¿a que sienten ya el dulce en la boca como si la yema fuera la punta de la lengua? Pues así es la lengua de la mariposa. Y entonces, dijo la cebolla al ajo, acompáñame siempre, majo".

    Un beso

    ResponderEliminar

Se aceptan elogios, caricias y maullidos.